Perfil del agroempresario moderno: ¿cómo se preparan los agroempresarios de hoy?

Perfil del agroempresario moderno: ¿cómo se preparan los agroempresarios de hoy?
August 8, 2018 Bárbara Aponte
agroempresario

A medida que la industria agrícola mundial cambia, el perfil del agroempresario moderno se distancia del perfil esteriotipado del agricultor “tradicional” 

El perfil del agroempresario moderno ha cambiado. Ya no se trata del agricultor que aprendió la profesión de sus padres y ahora trabaja la finca—el agricultor viejo, con uñas sucias y un sombrero de paja que maneja su finca con papel y lápiz. Tampoco se compone solamente del agrónomo que comenzó su carrera en la universidad.

Aunque la mayoría de los agricultores puertorriqueños aún provienen de la agronomía o heredaron su conocimiento agrícola, el perfil del agroempresario moderno está cambiando.

Actualmente, el perfil del agroempresario es multidisciplinario. Esto responde a cambios recientes en la industria agrícola. Los nuevos retos y adversidades de la industria requieren la combinación de varias disciplinas para superarlos.

Cabe destacar que no se trata de un fenómeno local. Es un cambio que se está dando en todas partes del mundo.

Algunas de las disciplinas que están contribuyendo al cambio en el perfil del agroempresario incluyen:

Ingeniería

Hay muchas ramas dentro de la ingeniería que pueden aportar a crear una agroempresa más sólida, eficiente y rentable. Entre ellas:

  1. Ingeniería civil

Esta disciplina estudia la creación de infraestructuras, obras de transporte y emprendimiento hidráulico. Aunque tienden a ser servidores públicos, los ingenieros civiles pueden aplicar sus conocimientos para mejorar los canales de riego y transporte de agua potable en una finca, por ejemplo. También pueden ayudar a corregir problemas de estabilidad de terreno para mejorar el rendimiento de los cultivos, entre otras cosas.

  1. Ingeniería ambiental

La ingeniería ambiental se enfoca en promover un desarrollo sustentable aplicando la ciencia y la tecnología. Además, evalúa el impacto social que un desarrollo puede tener en la comunidad, así como sus efectos económicos. La ingeniería ambiental y la agricultura resultan una combinación perfecta.

  1. Ingeniería industrial

La ingeniería industrial tiene un enfoque más sistémico. Es un conjunto de normas y principios para integrar múltiples tecnologías con miras a ejecutar una producción competente, segura y calificada.

Esta rama de ingeniería en la época de la información en donde vivimos está enfatizando el desarrollo sostenible para asegurar un futuro limpio para el planeta. Lo aprendido en estos cursos te enseñará a crear una agroempresa que esté a la par con las tendencias verdes globales.

  1. Ingeniería mecánica

Tal como el nombre implica, esta rama de la ingeniería fue la responsable de la mecanización de la agricultura. Los beneficios de esto son innegables, pero el movimiento mundial de la industrialización ha tenido también un impacto negativo en nuestro entorno natural.

Sin embargo, cuando hablamos de ingeniería mecánica nos referimos a un campo extremadamente abarcador que incluye:

  • Maquinaria hidráulica
  • Manufactura
  • Refrigeración
  • Sistemas de ventilación
  • Análisis estructural
  • Instalaciones energéticas

Los conocimientos impartidos en estos cursos te enseñarán todo lo pertinente a la manufactura y cómo emplearlo en agricultura. Además, te enseñará como hacerlo de una manera responsable.

Informática

El nombre oficial de esta disciplina es tecnologías de la información y la comunicación. Esta estudia el rol de las comunicaciones integradas y sistemas tecnológicos. Esta rama ofrece soluciones a algunos de los problemas que enfrentan los agricultores hoy día. Busca enriquecer el desarrollo agrícola mediante mejoras a los procesos de información y comunicación.

Vale la pena estudiar esta disciplina porque las agroempresas están buscando innovación tecnológica para asegurar su relevancia y salvaguardar los recursos naturales.

Ciencias ambientales

Esta disciplina ha adquirido apogeo en años recientes. Las últimas tendencias en el mercado agrícola indican que las agroempresas están buscando ser lo más ecoamigables y sostenibles posible.

Por esta razón, algunos agroempresarios principiantes se sumergen a la industria con conocimientos en ciencias ambientales. De por sí estas ramas van de la mano. Por ejemplo, el Departamento de Recursos Naturales y Ambientales de Puerto Rico ofrece asistencia a los dueños de finca y agroempresarios.

Y es que la agricultura moderna y las ciencias ambientales van de la mano. El estudiar esta última te enseña cómo mejorar la calidad de la tierra, agua y aire para administrar recursos y desarrollar sistemas sustentables.

Administración de empresas

Esta disciplina imparte los conocimientos que te permitirán tomar las decisiones estratégicas, tácticas y operativas que te conducirán al éxito.

Ninguna agroempresa prospera sin implementar las destrezas básicas de finanzas y mercadeo, por ejemplo. Otro conocimiento valioso que aporta esta materia es la optimización de procesos utilizando sabiamente los recursos a la mano y planificando para obtener los recursos necesarios.

Antes de estudiar alguno de estos campos recuerda buscar orientación sobre las distintas ofertas académicas. Aparte de bachilleratos generales también existen licencias y grados asociados que podrían ser más accesibles o que podrías usar como un gran suplemento a tu experiencia educacional y profesional.

 

0 Comments

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*